Casi 100 familias decidieron el pasado sábado 3 iniciar el camino cooperativo, mientras el local de la Federación quedó chico por la gran convocatoria. De esta forma la meta propuesta para los meses de agosto y setiembre se cumplió en una sola jornada.

Más de 170 personas participaron del llamado de la Federación para conformar nuevas cooperativas en la ciudad de Montevideo. Por ello quedaron establecidos cuatro proyectos que se le suman a los dos concretados la semana anterior para Las Piedras y Ciudad de la Costa.

Para los directivos de COVIPRO el llamado “superó las expectativas y nos propone una responsabilidad importante, similar o mayor aún a la que atravesamos en el 2016”. Las cooperativas surgidas de aquella campaña -mas de veinte- ya cuentan todas con terrenos (incluso algunas a punto empezar obra) a excepción de una que se presentó, por estos días, a la prelación de tierras del MVOTMA. De esta manera la nueva etapa comienza con resultados significativos y auspiciosos.

Sin embargo, en estas horas, son varias las situaciones que se estudian por parte de la Directiva de la Federación. “Por un lado la meta de diez nuevas cooperativas antes de fin de año se va a ver superada. Esto es producto de un trabajo serio y de una estructura que se tuvo que ir adaptando a las circunstancias. Aquí hay muchas horas de cabeza y compromiso de decenas de compañeras y compañeros”. También se resalta, en cada diálogo, el “compromiso que asumieron las cooperativas que ya están con terrenos adjudicados o en custodia. El trabajo de difusión en los distintos barrios ha permitido cumplir con la premisa de fomentar e incentivar el sistema, cuestión que se la debemos a cada familia cooperativista que cree y siente ser parte de un proyecto tan importante como el suyo propio. Son los mismos que fueron y son el sostén de la Campaña de Firmas”. Por esta razón se ha puesto en discusión en la Directiva y en el Coordinador aspectos importantes para estos tiempos. Entre ellos la ampliación locativa de la Federación. “Veremos si podemos concretar en breve ese objetivo. Es claro que antes de fin de año se duplicarán las reuniones y la participación en el local. Nos obliga, de algún modo, a encontrar soluciones de espacio porque serán cientos de cooperativistas que demandarán el mismo vínculo que hemos mantenido con las cooperativas ya consolidadas”.

En cuanto a las charlas previstas para seguir conformando nuevos proyectos se ha sido explícito en que “se cumplirá, en todos sus términos, con lo dispuesto y acordado”. La decisión tomada por el Coordinador, para esta primera etapa, es realizar charlas todos los sábados de agosto. “Quedamos en hacer una evaluación colectiva la primera semana de setiembre. Por lo tanto, que en la primera jornada se haya alcanzado una meta imprevista, no debe distraernos del objetivo central que es multiplicar los nuevos proyectos. En todo caso lo sucedido el sábado es una motivación extra y una obligación de trabajar ordenadamente entre todos”.

El ciclo continuará el próximo sábado 10, a las 13 horas, en una nueva charla informativa abierta.